logo FB
dieta saludable


control de peso

Resistencia a Antibióticos

salud

La resistencia a antibióticos es la capacidad que tienen los microorganismos para anular el efecto de dichos medicamentos. Esta resistencia se produce por cambios dentro de estos, lo que les permite seguir creciendo y no ser eliminados.

Existen bacterias y virus que se resisten a muchos antibióticos por prácticas no adecuadas tanto por médicos como por pacientes; esto provoca riesgos de contagio y complicaciones.

Hay un gran número de microorganismos que se vuelven resistentes a los antibióticos.

Riesgos de la automedicación

La República Mexicana ocupa el quinto lugar entre los países que tiene mayor resistencia a antibióticos; y se calcula que, para 2050, los antibióticos usados en el mundo contra infecciones comunes no tendrán la misma eficacia. Esta situación es preocupante, ya que se volvería la principal causa de muerte a nivel mundial.

En México, en el año 2010, entró en vigor la iniciativa de no vender antibióticos sin receta médica; sin embargo, continúa la automedicación e incumplimiento de los tratamientos por los pacientes, factor clave para la aparición de la resistencia a antibióticos.

Un par de ejemplos:

  • Cuando sobra algo del tratamiento anterior y se utiliza nuevamente al momento de padecer alguna gripe o resfriado
  • No terminar los días de tratamiento por una disminución de las molestias y/o aparente mejoría, lo que lleva a suspenderlo.

Aproximadamente el 90 % de las enfermedades respiratorias o intestinales deben ser tratadas con líquidos y medicamentos para las molestias, sin necesidad de un antibiótico. A pesar de ello, la desinformación lleva a solicitarlos creyendo que la “mejoría será más rápida”, sin pensar en que podría perjudicar a futuro.

Cómo evitar la resistencia a antibióticos

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda:

  • Tomar antibióticos únicamente cuando los prescriba un profesional de la salud. ¡Di NO a la automedicación!
  • No exigir antibióticos cuando el médico no los considere necesarios.
  • Seguir las indicaciones del médico sobre el uso de los antibióticos.
  • No utilizar aquellos que hayan sobrado a otras personas.

Para más información, acude al médico de Fundación Best más cercano; recuerda que prevenir, siempre será más barato.


.

  facebooktwitteryoutube    

ARTÍCULOS PARA EL CUIDADO DE TU SALUD