logo FB
dieta saludable

Infección vaginal, ¿qué la causa?

salud

La vaginitis es la inflamación de la vagina que también puede afectar a la vulva (parte externa de los órganos femeninos); es causada por hongos (candidiasis en la mujer), bacterias (Gardnerella vaginalis) y parásitos (Tricomonas vaginalis). Por su frecuencia, este tipo de padecimientos en la zona íntima femenina representan uno de los primeros motivos de consulta en unidades médicas.

Síntomas de una infección vaginal


La infección vaginal se caracteriza por los siguientes síntomas:
  • Aumento en la cantidad de la secreción de flujo vaginal
  • Dolor al orinar y durante las relaciones sexuales
  • Mal olor
  • Picazón y ardor
En ocasiones, pueden llegar a ser demasiado molestos y afectan las actividades diarias femeninas.
La infección vaginal o vaginitis, es causada por hongos (candidiasis)

En las mujeres en edad reproductiva, la secreción vaginal normal se caracteriza por no tener olor, es clara y viscosa; además, no causa ningún síntoma, como picazón y ardor por infección vaginal. Es normal que la flora vaginal se encuentre poblada por algunos microrganismos (hongos, bacterias y parásitos).

Pero cuando existe la presencia de vaginitis, por lo general, se debe al desequilibrio entre las bacterias saludables presentes en la vagina, debido a cualquier factor que modifique el pH de esta, como las duchas vaginales, el uso de productos perfumados u otros factores.

No todas las vaginitis son causadas por las relaciones sexuales; existen otros factores de riesgo que pueden aumentar la probabilidad de padecerlas, por ejemplo:

  • Ropa sintética y ajustada
  • Duchas vaginales (lociones y jabones colorantes, perfumes)
  • Tratamientos hormonales
  • Antibióticos
  • Dispositivo intrauterino (DIU)
  • Embarazo
  • Múltiples parejas sexuales
  • Relaciones íntimas sin protección (condón)
  • Diabetes mellitus no controlada

Para averiguar la causa de la vaginitis, el médico debe realizar un interrogatorio a la paciente sobre factores de riesgo, examinar los órganos reproductores femeninos (donde se observa flujo vaginal, su color, consistencia, olor y características de la piel), solicitar estudios de laboratorio (como el exudado vaginal), y de gabinete, en caso necesario, para realizar un adecuado diagnóstico.

Picazón y ardor vaginal

Tratamiento para la infección vaginal


El tratamiento para la infección vaginal siempre dependerá del tipo de microrganismo causante de la vaginitis, y es diferente en cada caso. Debido a esto, es importante evitar la automedicación.

La prevención es la clave, aunada a la educación sexual, elementos vitales y primordiales para mantener una vida íntima satisfactoria y sana.

Las siguientes medidas pueden ayudar a prevenir la vaginitis:

  • No usar ropa que retenga el calor y la humedad (pantimedias sin forro de algodón, ropa interior de nailon, jeans ajustados)
  • Evitar las duchas vaginales (no utilizar aerosoles vaginales porque alteran el pH; matan las bacterias "buenas" o causan irritación)
  • Practicar sexo seguro, limitar la cantidad de parejas sexuales y usar preservativo (vaginitis de transmisión sexual)
Resulta indispensable que, si presentas algún o algunos síntomas, acudas a cualquiera de los consultorios de Fundación Best. Siempre hay uno cercano a tu domicilio. No lo dejes pasar. Una infección vaginal puede complicarse.

.

  facebooktwitteryoutube    

ARTÍCULOS PARA EL CUIDADO DE TU SALUD